viernes, 30 de enero de 2004

Disfrutar de las cosas que te da la vida

Déjate sorprender, acoge las cosas pequeñas, recupera el vivir sin prisas, oye los sonidos que provienen de la naturaleza, no niegues tus sentimientos y sensaciones.



En la vida, nuestro miedo a lo desconocido ha disminuido nuestra capacidad de disfrutar. Siempre debemos disfrutar de la misma manera o cada vez buscando emociones más fuertes. ¡Recupera tu capacidad de disfruta las cosas que te dan vida! Déjate sorprender, acoge las cosas pequeñas, recupera el vivir sin prisas, saborea la luz, oye los sonidos que provienen de la naturaleza, no niegues tus sentimientos y sensaciones. Aprende que las cosas que no son como pensamos o queremos pueden llegar a ser incluso mucho mejores que nuestras expectativas. Deja que tu mundo se llene de vida y de alegría.

No hay comentarios:

Publicar un comentario